22 Sep, 2017

¿Ya sabes cuánto consume una campana extractora?

consumo campana extractora

Como todos los electrodomésticos, aparte de fijarse en el diseño y en la parte tecnológica de los mismos, no hay que descuidar la parte referente al consumo energético. El frigorífico, por ejemplo, es el electrodoméstico que más consume, algo entendible ya que se pasa funcionando las 24 horas del día todos los días del año. Y la televisión, por poco que se use también se lleva una importante cantidad de energía, ya que al mantenerla en modo stand by, tal como se continúa haciendo en muchos hogares, implica un considerable gasto por parte del aparato que sigue estando en alerta para recibir nuevas órdenes. Dentro de este panorama nos interesa descubrir el consumo de aparatos que a priori no pensamos que puedan suponer mucho gasto, como son las campanas. De modo que en este artículo vamos a analizar detalladamente cuánto consume una campana extractora y cómo asegurarnos de que funcione eficientemente.

Cálculo para conocer el consumo de una campana extractora

Antes que nada, queremos darle una buena noticia a todos aquellos que puedan tener cierta preocupación por el consumo de su campana extractora. De entrada, resaltamos que este electrodoméstico no se encuentra en el listado de los que más consumen. Y ya resulta un alivio, si en la cocina ya tenemos la nevera, el horno, la vitrocerámica, el lavajillas y dependiendo del hogar también la tele, que son de los (aparatos) que más inciden en la factura de la luz. En comparación con el resto de aparatos, el consumo de las campanas se podría calificar como secundario y ocasional. Eso sí, calcular el consumo exacto de la campana extractora presenta sus dificultades.

cuanto consume una campana

Por lo general, las campanas domésticas tienen un consumo cerrado a diferencia de las industriales que funcionan a pleno rendimiento durante un tiempo prolongado. Hoy en día han llegado a evolucionar al punto de contar hasta con cinco velocidades de extracción según el modelo, de modo que en función de las necesidades del momento podemos hacer uso de una u otra velocidad.

Asimismo, el consumo varía según el modelo y el tipo de campana. Pero para hacernos una idea, una campana extractora con un gasto normal para los estándares del mercado, puede llegar a consumir 200 vatios la hora cuando funciona plena potencia, mientras que en su velocidad mínima se sitúa en torno a los 70Wh. Haciendo una media aproximada, una campana con un gasto de 120 Wh llega a consumir 0,02 euros a la hora. A partir de aquí, se trata de hacer el cálculo en función del tiempo que la pueda llegar a usar al mes cada uno. Si por ejemplo la utilizamos una media de una hora al día durante un mes, el resultado será de 60 céntimos de consumo durante estos 30 días. Recordamos que este dato es orientativo, y como ocurre siempre en estos casos, hay muchas variables (tarifa de luz, modelo del aparato, velocidad que pongamos, etc).

Para conocer con exactitud esos números, siempre podemos recurrir a la información que nos aporta el fabricante en las especificaciones técnicas y fijarnos sobre todo en los datos reflejados en la etiqueta energética. Esta etiqueta incluye información tal como la clase de eficiencia energética a la que pertenece la campana, su consumo energético (reflejado en KW por año) y otra información detallada como en nivel de ruido por ejemplo. La diferencia entre un modelo clasificado como A+++ (eficiencia de consumo óptima) y otro catalogado como D (electrodoméstico de alto consumo) puede ser mayor de lo que parece.

campana extractora eficiente

Las campanas de cocina actuales consumen menos que antes

Actualmente las campanas no se limitan únicamente a su función de extraer grasa, humos y olores, sino que cumplen con una función estética que en algunos casos puede ser la razón principal de ser, nos referimos a aquellos hogares en los que apenas se cocina pero sí se tiene la campana extractora como elemento decorativo. Además, podemos afirmar que las campanas extractoras actuales han reducido su consumo respecto a las de antes.

Por un lado, ya contamos con campanas que funcionan con leds. Haciendo caso de los datos proporcionados por Siemens, una campana extractora con leds y un motor silencioso, llega a consumir hasta un 80% menos que aquellas campanas cuyo funcionamiento se basa en bombillas halógenas y motor convencional. Y es que hoy en día el ruido del motor se ha reducido hasta tal punto de no llegar a notarse. Actualmente las campanas de cocina ya no hacen uso de escobillas, de modo que mengua el rozamiento, y consiguientemente el ruido mientras se utiliza el aparato.

cuanto consume una campana extractora

Por último, queda por comentar la mejoría en cuanto al sistema de recirculación de aire. Años atrás, hacer uso de este sistema implicaba sacrifica calor en invierno o bien frío en verano. Sin embargo, hoy en día las campanas ya no necesitan ni tomar “prestado” aire del exterior ni tampoco echar hacia fuera el aire que se encuentra en la cocina.

Conseguir un rendimiento más eficiente de nuestra campana extractora

El elemento que mayor cuidado requiere son los filtros de campana. El grado de limpieza de este elemento influirá en el proceso de extracción y también en su consumo. Una campana sucia por un lado implica un funcionamiento menos eficiente. Al estar obligada a dar más de sí por culpa de la suciedad, consecuentemente hará que consuma más, hecho que puede conllevar incluso al incendio de la misma, ya que, si hay mucha grasa acumulada, esta puede entrar en conflicto con el motor. Eso sí, en los modelos actuales no hay peligro de que esto ocurra ya que vienen equipadas con un motor hermético, lo que también beneficia al ahorro energético.

Para tener unos filtros los más limpios posibles, lo ideal es que estos sean de acero inoxidable, ya que pueden lavarse fácilmente en el lavavajillas cada vez que éste sea puesto en marcha. Eso sí, hay que tener en cuenta que si los filtros están recubiertos de mucha grasa no se aconseja en ningún caso limpiaros junto a la vajilla o la cubertería. En caso de disponer de filtros de carbón, estos no pueden limpiarse. Es necesario sustituirlos según las indicaciones del fabricante.

Trackback URL: http://campanacocina.com/blog/consumo-campana-extractora/trackback/

Leave a comment:

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *